1 ONE DAY IN LA

ONE DAY IN LA. Networked dreamers build the global city por Andrea Olivares López

One Day in LA es un TFM que se acerca a la ciudad de Los Ángeles y a sus imaginarios, individuales y colectivos, a través de un personal recorrido por algunos de los diferentes modos de vida que tienen lugar entre la multiplicidad de arquitecturas, dispositivos domésticos y agenciamientos de esta metrópolis provisonal construida, desde hace generaciones, con los sueños de sus habitantes.

Es una investigación propositiva y experimental desde el punto de vista de la metodología de trabajo (combinando métodos cinematográficos con los propios de la disciplina arquitectónica), desde lo objetual (buscando diversas formas y materiales que permitan un acercamiento a los  diferentes modos de vida) y desde lo audiovisual (mezclando el objeto arquitectónico con la condición política de los personajes, a través de la perspectiva que permite la cámara).

En esta investigación se establece una conexión entre el papel del arquitecto y las facetas propias del mundo del cine, como por ejemplo la de director, guionista, director artístico y de montaje. Es un proyecto, por tanto, que utiliza el medio del cine para investigar sobre la producción, en un proceso de ensayo y error, de un guión y unos escenarios en constante mutación. Se trata, por tanto, de un proceso de sucesivos reajustes que pretende hacer emerger, a través de la doble perspectiva que ofrecen la arquitectura y el cine, un posicionamiento crítico frente a la realidad cultural que se aborda en este TFM.

El proyecto se apoya en ideas extraídas de algunos textos como La arquitectura de las cuatro ecologías de ReynerBanham, Ciudad de cuarzo de Mike Davis, TheInfrastructural City de KazysVarnelis, Reinventing Los Angeles de Robert Gottlieb, The Provisional City de Dana Cuff y Bohemian Bridges de Ted Wells; textos que contienen ideas muy diversas y en ocasiones contrarias de la ciudad de Los Ángeles, pero que permiten entender los episodios históricos, las maneras de habitar y las arquitecturas de esta compleja metrópolis. Además, hay un apoyo directo en material fílmico, lo que permite obtener una visión más amplia sobre los modos de vida y las inquietudes de los residentes de esta ciudad. La información que se extrae de estas fuentes es la base para reconfigurar un imaginario propio –o una personal aproximación a la ciudad desde la distancia- que se construye con la intención de establecer un diálogo con lo social, lo político y lo cultural, de esta sociedad tan heterogénea, así como con la arquitectura y el territorio.

Los escenarios que se construyen y se filman engloban infraestructuras, espacios “públicos”, arquitecturas industriales y comerciales, y espacios de uso doméstico -tanto exteriores como interiores-; que acercan al espectador a una realidad que se cuestiona y pone en crisis el propio día a día de esta ciudad. La idea que se pretende poner en valor es que, más allá de la fuerte estratificación y compartimentación social de esta metrópolis, representada en cada una de sus comunidades, Los Ángeles es un organismo complejo que opera, sin embargo, a través de la permeabilidad que se produce entre estos estratos, una fricción que retroalimenta unas dinámicas urbanas en constante transformación. Mostrando con este trabajo esta permeabilidad de los espacios, que se nutren y evolucionan, adquiriendo nuevas connotaciones culturales y políticas.

El proyecto por tanto es una combinación de materiales fílmicos con los que se ha experimentado (guión, storyboard, pruebas de imagen), modelos objetuales (escenarios materiales) y un corto cinematográfico (con diferentes capítulos), que ayudan a entender el posicionamiento de esta autora respecto a una ciudad que nunca ha visitado pero que, como sus habitantes, imagina y construye en su propio sueño.

 Cartel provisional del corto: One Day in LA: Networked dreamers build the global city
BLOG CARTEL

A continuación se muestra la bibliografía y la filmografía utilizada para el TFM:

BLOG BIBLIOGRAFIABLOG FILMOGRAFÍA

Los Ángeles es la meca del séptimo arte desde la década de 1910, lo que ha supuesto que la ciudad sea objeto y sujeto en muchas películas cinematográficas. En Los Ángeles la ficción y la realidad se entrelazan de un modo en el que es difícil distinguir qué es real y qué no. Es una ciudad que vive de sus fantasías, las cuales vende a través de la gran pantalla.

Con estas ideas en mente y entendiendo la importancia del cine para mostrar la ciudad, sus habitantes y su arquitectura, se lleva a cabo el análisis de 16 películas, seleccionadas de un total de 25 que se visionaron.

La elección de estas 16 películas frente al resto se debe a que en ellas se muestra de manera clara la vida de las cuatro comunidades predominantes en Los Ángeles: asiáticos orientales, afroamericanos, latinos y blancos anglosajones.

La elección de películas sobre el modo de vida de los asiáticos orientales, independientemente de si los personajes son de procedencia china, japonesa o coreana, se centra en resaltar la singularidad y personalidad de las pequeñas ciudades asiáticas en Los Ángeles como por ejemplo Chinatown o Little Tokyo.

Chinatown. Roman Polanski. Estados Unidos, 1974. 

Bienvenido al paraíso (Come See the Paradise). Alan Parker. Estados Unidos, 1990.

Crash: Colisión (Crash). Paul Haggis. Estados Unidos, 2004.

Territorio Prohibido (Crossing Over). Wayne Kramer. Estados Unidos, 2009.

En la serie de películas sobre la raza afroamericana residente en Los Ángeles se muestra una visión pesimista del barrio afro, resaltando las leyes que rigen el mundo de esta comunidad, que está marcado por la violencia, las drogas y las bandas. Esta visión negativa y violenta de este grupo de población tiene una influencia directa de los disturbios que se produjeron en 1992 en barrios como el de South Central.

Colors: colores de guerra (Colors). Dennis Hopper. Estados Unidos, 1988.

Los chicos del barrio (Boyz n the Hood). John Singleton. Estados Unidos, 1991.

Al sur de Los Ángeles (South Central). Steve Anderson. Estados Unidos, 1992.

Infierno en Los Ángeles (Menace II Society). Albert Hughes y Allen Hughes. Estados Unidos, 1993.

Las películas que ponen su mirada en la comunidad latina centran su argumento en el trabajo que los hispanos realizan para las personas blancas ya sea en los talleres de ropa, como limpiadores de oficinas, jardineros en casas lujosas o como asientes domésticos. Profundizan además en la condición inestable de los personajes respecto a su residencia en el país y en todas ellas los protagonistas aspiran a una vida mejor.

El Norte. Gregory Nava. Estados Unidos, 1983. 

Pan y Rosas (Bread & Roses). Ken Loach. Reino Unido, 2000.

Las mujeres de verdad tienen curvas (Real Woman Have Curves). Patricia Cardoso. Estados Unidos, 2002.

Una vida mejor (A Better Life: The Gardener). Chris Weitz. Estados Unidos, 2011.

Finalmente en la elección de películas sobre personajes bancos se puede observar el modo de vida en la parte oeste de la ciudad. Lo interesante es que muestran una diversidad de actividades que se realizan en la vivienda; ya que son personajes en su mayoría solitarios que se apropian de diversos espacios domésticos de manera muy personal.

Vidas cruzadas (Short Cuts). Robert Altman. Estados Unidos, 1993.

Safe. Todd Haynes. Estados Unidos, 1995.

Fuera de onda (Clueless). Amy Heckerling. Estados Unidos, 1995.

Drive. Nicolas Winding Refn. Estados Unidos, 2011.

Este visionado permite detectar conexiones entre las diversas comunidades y conocer el modo de vida en esta ciudad. Además ayuda a conocer los espacios que se atribuyen a cada tipo de población y cómo lo habitan.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s